Un blog dedicado a mi hijo...


viernes, 27 de mayo de 2016

TARTA HELADA CROCANTE DE ALMENDRAS SIN GLUTEN

En un blog como este, un día como hoy no debe pasar desapercibido, porque un espacio como este, cuyo contenido se justifica por la existencia de una problemática en un determinado colectivo, no puede cerrar los ojos como si nada pasase, como si todo fuera sobre ruedas ...

Hoy es día de hacernos escuchar, de reivindicar más atención, de sacudir las consciencias. Hoy es día de levantar nuestras manos y elevar nuestras voces hacia algunos, nuestros gobernantes, pero también de agradecer a otros, esas empresas socialmente responsables sensibilizadas con nuestra cruzada.

Hoy es día de ser activos y propagar nuestro mensaje, nuestras reivindicaciones, porque días como hoy saltan las chispas que encienden las mechas y de repente, todo empieza a cambiar.

Hoy, como siempre en este blog, os presento una receta, esta vez un helado que homenajea la llegada del buen tiempo. Sin embargo, hoy, por primera vez, si no disponéis de tiempo para todo, os pediría que abandonéis las cocinas y que fuerais activos en la difusión de nuestro mensaje.

Hoy os pediría que utilicéis vuestros medios para hacernos escuchar, que opineis en las redes sociales, porque un día como hoy, si algo hay que quedar claro a la sociedad, es que existimos, y que nos queda mucho camino por recorrer, muchos logros por conquistar...

Ojalá, algún DÍA DEL CELIACO, podamos celebrar que alguien, al final, nos ha escuchado de verdad.





Ingredientes:

  • 1 litro de nata para montar
  • 150 g de merengues secos
  • 200 g de chocolate negro
  • 200 g de almendra crocante o garrapiñada en trocitos ( Yo he usado crocante de almendras Hacendado)
  • Chorrito de ron o licor a gusto ( Opcional ).
  • Fideos de chocolate para la decoración.


Procedimiento:

  1. Montamos la nata a punto de nieve, podemos añadir un par de cucharadas de queso crema para darle una textura más consistente y la nata quede firme. Apartamos un poco para cubrir y decorar la tarta.
  2. Troceamos los merengues en trozos no muy pequeños y rallamos el chocolate con un rallador de agujeros anchos.
  3. Incorporamos el chocolate rallado, el merengue troceado y la almendra crocante a la nata montada. Añadimos el licor o ron y mezclamos con movimientos envolventes hasta que esté todo integrado.
  4. Vertemos la masa en un molde desmontable de 26 cm, forrado con papel de horno y metemos en el congelador mínimo 3 horas.
  5. Sacamos del congelador, cubrimos la superficie con un poco de nata que teníamos reservada y decoramos con unas rosetas.


5 comentarios:

Diana dijo...

Se ve espectacular, me encanta! gracias a blogs como este los celiacos estamos menos perdidos , gracias por compartir

Un abrazo y ten un feliz fin de semana

Deseos Sin Gluten dijo...

Hola Diana, encantada de tenerte por aquí!
Muchas gracias por tus comentarios!

Besotes Yolanda.

Aurora Poins dijo...

Hola!! Gracias por la receta, también soy celiaca y me encanta la cocina (menos mal!!)
He compartido en mi blog literario un libro que igual te interesa, te dejo el link por si te quieres pasar y seguirme http://eltiempoliterario.blogspot.com.es/2016/06/la-dieta-bioalcalina.html

Deseos Sin Gluten dijo...

Gracias Aurora, me paso por tu blog...!!

Que disfrutes de la receta...!

Besotes Yolanda

Lourdes Santos dijo...

Guau... no había visto esta tarta... qué original!!!
Bsss