Un blog dedicado a mi hijo...


sábado, 3 de febrero de 2018

PASTELITOS CARROT CAKE GLASEADOS SIN LACTOSA Y SIN GLUTEN

Me encanta usar la zanahoria en la repostería, su dulzor natural me permite restar azúcar a la receta, es decir, la zanahoria como ingrediente siempre conseguirá que vuestros Deseos Sin Gluten sean mas saludables. Sin embargo, en la receta de hoy, la cobertura de glasa rompe esa pauta, un día es un día, porque hoy estamos de celebración…
… ¿Sabíais que hoy es el Día del Pastel de Zanahoria? Así es, como casi todas las cosas importantes este pastel tiene su día propio. Creo que tiene que ver con la importancia histórica que tuvo la zanahoria en la repostería de hace siglos, cuando el azúcar escaseaba y los dulces solo podían ser elaborados con ingredientes que le aportaran dulzor a las elaboraciones. Una vez leí que la zanahoria tuvo un papel privilegiado en la gastronomía de aquellos tiempos pasados de escaseces…

Hoy, dejando a un lado aquellas circunstancias, sigue siendo un placer disfrutar de un buen Pastel de Zanahoria. Ahí os dejo mi versión en pastelitos individuales. Happy Carrot Cake Day!


Ingredientes:

* Para la cobertura de mazapán:
  • 125 g de almendra molida
  • 60 g de azúcar glass
  • 20 g de agua
  • Unas gotas de zumo de limón
* Para la masa de bizcocho:
  • 300 g de zanahoria rallada
  • 5 huevos 
  • 150 g de almendra molida
  • 150 g de avellanas molidas
  • 180 g de azúcar moreno de caña o Panela
  • 1 cucharadita pequeña de levadura postres (opcional)
  • 1 cucharada de canela en polvo
  • Pizca de clavo de olor y nuez moscada
  • 50 ml de ron
* Para el glaseado:
  • 250 g de azúcar glass
  • 1 cucharada de zumo de naranja


Procedimiento:

  1. Precalentamos el horno a 200ºC arriba y abajo
  2. Lavamos, pelamos y rallamos muy finamente las zanahorias y reservamos.
  3. En un bol grande, batimos las yemas con el azúcar moreno o panela hasta que estén espumosas y el azúcar se haya integrado. Incorporar la zanahoria rallada, junto con la almendra molida, las avellanas molidas, la levadura, las especias y el ron, mezclando bien.
  4. Aparte, en un bol grande, batimos las claras con una pizca de sal a punto de nieve y se la vamos incorporando a la mezcla anterior con movimientos envolventes para que no se baje.
  5. Vertemos la masa en el molde y metemos al horno precalentado a 200ºC arriba y abajo durante 25-30 min. (Si utilizáis un molde redondo de 24 ó 26 cm, horneáis durante 40-45 min.)
  6. Dejamos reposar, mejor de un día para otro. 
  7. Para hacer la cobertura de mazapán, en un cazo pequeño ponemos a calentar el azúcar con el agua y el zumo de limón, hasta formar un almíbar ligero, apartamos, dejamos enfriar un poco y añadimos la almendra molida, amasamos hasta conseguir una masa lisa y homogénea.
  8. Estiramos con rodillo y cubrimos nuestro pastel, o en mi caso pastelitos individuales. (Coger una pequeña porción de mazapán, teñir con una gota de colorante alimentario naranja y hacemos pequeñas zanahorias para la decoración)
  9. Finalmente, para hacer la glasa, en un cuenco, mezclamos el azúcar glass con el zumo de naranja y batimos con unas varillas manuales hasta conseguir una glasa espesa. Cubrimos toda la superficie de la tarta o pastelitos, dejamos escurrir y que endurezca a temperatura ambiente. 
  10. Decoramos con las pequeñas figuritas de zanahorias. 




jueves, 18 de enero de 2018

WHOOPIES RED VELVET SIN GLUTEN

Como si de pequeños bocaditos de una tarta Red Velvet se trataran, estos Whoopies están pensados para aquellos que no sólo se conforman con el sabor de las elaboraciones, sino que disfrutan de su estética. Porque no me negareis que el contraste de color que se establece entre el blanco roto de la crema de queso y el bizcocho rojo oscuro “aterciopelado” hace aun más tentador este Deseo Sin Gluten.
¿Cuántos os apetecen hoy?, no hacen falta cubiertos para comerlos, yo disfruto cogiéndolos entre los dedos antes de morderlos y si sobran, suelo congelar unos cuantos para probarlos semifríos. Disfrutar de una Red Velvet en monodosis… Si lo pensáis, son todo ventajas.



Ingredientes:

* Para los bizcochitos:

  • 120 g de mantequilla a temperatura ambiente
  • 200 g de harina de arroz
  • 80 g de harina de arroz integral
  • 10 g de preparado panificable Belbake
  • 120 g de azúcar moreno de caña o Panela
  • 300 g de leche
  • 1 cucharadita pequeña de bicarbonato de sodio
  • 1/2 cucharadita pequeña de levadura postres
  • 15 g de cacao puro en polvo
  • 1 cucharada de vinagre de manzana
  • 2 huevos M
  • Colorante rojo en pasta
  • Aroma vainilla (opcional)
* Para el relleno:
  • 60 g de mantequilla a temperatura ambiente
  • 300 g de azúcar glass
  • 250 g de queso crema




  1. Precalentamos el horno a 180ºC arriba y abajo. Preparamos la bandeja del horno con papel de hornear.
  2. Tamizamos las harinas junto con el cacao, la levadura y el bicarbonato.
  3. En un bol grande, batimos con las varillas eléctricas la mantequilla, el azúcar y el aroma (opcional)
  4. Incorporamos los huevos de uno en uno y seguimos batiendo hasta que se integren. Añadimos el colorante y mezclamos bien.
  5. Aparte, mezclamos el vinagre con la leche y la incorporamos alternando con la mezcla de harinas hasta acabar con los ingredientes. Dejamos reposar la masa unos 5-10 min.
  6. Metemos la masa en una manga pastelera con boquilla redonda lisa y formamos bolitas del tamaño de una nuez, separadas entre sí en la bandeja del horno.
  7. Cocemos durante 12-15 min. Dejamos enfriar en rejilla.
  8. Mientras hacemos el relleno. En un bol batimos la mantequilla a temperatura ambiente, el azúcar glass y el queso crema hasta conseguir una crema lisa y homogénea.
  9. Rellenamos nuestros Whoopies y los reservamos en el frigorífico hasta el momento de servir.




viernes, 12 de enero de 2018

PASTELITOS DE CAFÉ GLASEADOS SIN GLUTEN

"Esto supera al propio café"... Fueron las primeras palabras de mi marido, sorprendido, mientras masticaba el primer mordisco del Deseo Sin Gluten que hoy os presento. Hablo de la opinión de alguien enamorado del buen café, un tanto sibarita con la calidad del producto que bebe, por eso pienso que los amantes de su sabor no deberían pasar por alto la receta de hoy.

Este es sin duda uno de esos dulces con personalidad, con un sabor tan claro y tan definido que puede pasar a convertirse en un delicatessen para todos aquellos que buscan sus sabores predilectos en otros estados y texturas.



Ingredientes:

* Para el bizcocho:
  • 60 g de mantequilla ablandada
  • 100 g de azúcar
  • 1 huevo L
  • 125 g de harina de arroz
  • 1 cucharadita pequeña de levadura postres
  • 50 ml de nata líquida
  • 1 cucharada sopera de zumo de limón


 * Para la cobertura:

  • 85 g de harina de arroz
  • 70 g de mantequilla trodeada
  • 1/2 Cucharadita pequeña de mezcla de especias (Canela, clavo de olor, jengibre, cardamomo, nuez moscada)
  • 1 y 1/2 cucharadas de café soluble descafeinado
  • 70 g de azúcar moreno de caña o panela

* Para el glaseado:
  • 90 g de azúcar glass
  • 2 cucharadas soperas de café cargado


  
Procedimiento:

  1. Precalentamos el horno a 180ºC arriba y abajo. Engrasamos un molde cuadrado de 20 cm de lado y forramos con papel de hornear.
  2. En un recipiente pequeño, mezclamos, la nata con el zumo de limón y dejamos reposar unos minutos. 
  3. Para prepara la cobertura: En un bol grande mezclamos con las manos bien limpias, la harina con la mantequilla, las especias y el café soluble hasta conseguir un arenado, añadimos el azúcar y volvemos a mezclar. Reservamos en el frigorífico.
  4. Para preparar el bizcocho, en un bol grande, batimos con las varillas eléctricas, la mantequilla con el azúcar, incorporamos el huevo y seguimos batiendo, añadimos la nata que teníamos reservada y la harina. Batimos hasta conseguir una crema lisa, homogénea y cremosa. Vertemos en el molde que tenemos preparado y alisamos bien con una lengua de silicona. Esparcimos la cobertura que tenemos reservada por toda la superficie. 
  5. Metemos al horno precalentado a 180ºC arriba y abajo durante 30-35 min. 
  6. Dejamos reposar 10 min. y dejamos enfriar del todo en rejilla.
  7. Para hacer el glaseado, en un bol mezclamos el azúcar glass con el café y removemos hasta conseguir una crema o glasa un poco espesa. Cortamos el bizcocho en pequeñas porciones y glaseamos toda la superficie.



jueves, 4 de enero de 2018

ROSCÓN DE REYES CON CACAO SIN GLUTEN

Todo empieza y acaba, hasta las Navidades ;-) Pensando en un dulce para la mañana de “Reyes”, con la receta de hoy cierro la serie de recetas navideñas para este año. ¡Feliz 2018!
Los más tradicionales podéis volver a recurrir al Roscón de Reyes de otros años, al de siempre, el de toda la vida… Sin embargo, este nuevo Deseo está concebido para aquellos que buscan nuevas experiencias… texturas… sabores…
Un roscón sin hueco central, con rosca dividida en piezas, hecho con masa esponjosa y oscura por el color del cacao, decorado con coronas de azúcar glass.
En cualquier caso, os ofrezco una receta “básica”, “en bruto”, una receta que admite y aguarda todas vuestras aportaciones: fruta escarchada, semillas o frutos secos caramelizados, relleno de nata, de cacao, o de crema pastelera… confío en vuestra imaginación para que personalicéis esta masa base hasta convertirla en la versión de vuestro “Deseo de Reyes”.



Ingredientes:
  • 400 g de harina Belbake (Lid´l)
  • 70 g de harina de arroz integral
  • 30 g de harina de mijo
  • 1 cucharada de chía molida
  • 40 g de cacao puro en polvo
  • Pizca de sal
  • 1 cucharada sopera de canela en polvo
  • 200 g de leche entera
  • 200 g de buttermilch
  • 1 sobre de levadura seca para pan
  • 3 huevos L
  • 100 g de azúcar moreno de caña
  • 60 g de licor de café o vino dulce tipo Moscatel
  • 2 cucharadas soperas de lecitina de soja molida
  • 1 cucharada de aroma vainilla (opcional)
  • 50 g de mantequilla fundida 



Procedimiento:
  1. En un recipiente pequeño, mezclamos el licor o el vino Moscatel con la lecitina de soja. Aparte, templamos la leche con la buttermilch.
  2. En el bol de la amasadora y con el gancho colocado, vertemos la leche y buttermilch templadas, los huevos un poco batidos, la mezcla de vino o licor con la lecitina de soja, las harinas tamizadas, el cacao , la chía molida, la pizca de sal, la levadura seca para pan y el azúcar moreno de caña, amasamos unos minutos, primero a velocidad baja ( para que no se espolvoree mucha harina). Pasados éstos minutos, incorporamos la mantequilla fundida y tibia, amasar durante 12-15 min. más a velocidad máxima.
  3. Vertemos la masa en un bol grande, tapamos y dejamos levar en el frigorífico de un día para otro.
  4. Sacamos del frigorífico, dejamos atemperar entre una hora y hora y media a temperatura ambiente.
  5. Amasamos un poco y con las manos aceitadas, formamos 6 -7 bolas grandes y las colocamos en un molde redondo de 24-26 cm. ó le damos forma de roscón. Volvemos a tapar y dejamos levar durante 20-25 min a temperatura ambiente.
  6. Mientras leva, precalentamos el horno a 200ºC arriba y abajo.
  7. Pintamos con huevo batido y metemos al horno precalentado a 200ºC arriba y abajo durante 15 -20 min.
  8. Dejamos enfriar y espolvoreamos con azúcar glass. ( Hice la plantilla con forma de corona en papel y espolvoree azúcar glass sobre ella)






jueves, 28 de diciembre de 2017

MORENITOS Y NEVADITOS SIN GLUTEN

Algo deben tener estos nevaditos / morenitos que no fuimos capaces de reservarlos sólo para la Navidad. Estos pequeños bocados, en su versión blanca o negra, son de los pocos dulces navideños que es posible encontrar disponibles durante todo el año. Trascendieron la Navidad... y como decía: debe ser por algo.

Y no me explico cómo han podido pasarme desapercibidos hasta hoy, ¿Cómo he tardado tanto tanto tiempo en traerlos a este blog? A partir de hoy, estas pequeñas delicias, que han conquistado los paladares de tanta gente, ya están entre nuestros Deseos Sin Gluten, para que los disfrutéis en Navidad y durante el resto del año.


Ingredientes:
  • 200 g de harina de arroz integral
  • 60 g de harina de mijo
  • 50 g de harina fina de maíz, Maicena
  • 200 g de manteca de cerdo
  • 140 g de Farina Schär
  • 40 g de azúcar moreno de caña o Panela
  • 60 ml de vino dulce tipo Moscatel
  • 1/2 cucharadita pequeña de levadura postres
  • 20 g de semillas de sésamo tostadas y machacadas
  • Ralladura de limón y de naranja
  • Azúcar glass para rebozar
  • Chocolate fondant para cubrir los morenitos.



Procedimiento:
  1. En un bol grande, mezclamos la manteca de cerdo a temperatura ambiente con el azúcar o Panela hasta que se integre. Añadimos el vino dulce, las ralladuras de limón y naranja, las semillas de sésamo machacadas en mortero, finalmente, las harinas junto con la levadura y amasamos hasta conseguir una masa que no se nos pegue a las manos. Tapamos con film y dejamos reposar en el frigorífico un par de horas. (Yo lo dejé de un día para otro).
  2. Estiramos con rodillo entre dos papeles de horno formando los mantecados con bastante grosor. (ó en mi caso fui sacando círculos pequeños y los coloqué en un molde múltiple de mini cupcakes, para que fueran bocaditos). Volvemos a meter en el frigorífico unos 15-20 min. para que cojan consistencia. Mientras, encendemos el horno a 200ºC arriba y abajo.
  3. Metemos los nevaditos en el horno precalentado a 200ºC arriba y abajo y cocemos durante 20-25 min. o hasta que estén dorados. Dejamos enfriar del todo en rejilla.
  4. Para hacer los morenitos, derretimos chocolate fondant y cubrimos la mitad de los mantecados.
  5. La otra mitad, rebozar con azúcar glass.



jueves, 21 de diciembre de 2017

PAN DULCE CON SEMILLAS DE AMAPOLAS PASO A PASO SIN GLUTEN (MAKOWIEC)

Continuamos con propuestas para la Navidad, que no sea por falta de opciones. Este Makowiec, típico de la cocina Navideña Polaca, es un pan dulce ideal para aquellos que huyen del dulzor a las claras de otras propuestas navideñas y prefieren la repostería suave, donde lo dulce solo sea un leve matiz.
Semillas de amapola decoran una masa blanda y esponjosa enrollada de una particular forma, otorgando a esta receta tradicional un aspecto realmente creativo… Y puestos a ser creativos, la próxima vez que lo haga, quizá lo corte horizontalmente y lo rellene de nata, chocolate o crema pastelera… ¿Habré descubierto otra versión del Roscón de Reyes?, ¿Quién sabe? Ya os iré contando...



 Ingredientes:

* Para la masa:

  • 150 g de queso batido
  • 60 g de aceite de girasol
  • 60 g de leche
  • 80 g de azúcar vainillado
  • 150 g de Preparado panificable Belbake ( Lid´l)
  • 50 g de harina de arroz
  • 50 g de Mix B Schär
  • Pizca de sal
  • 1 sobre de levadura química de postres.

* Para el relleno:
  • 100 g de semillas de amapolas
  • 30 g de pasas sultanas
  • 35 g de nueces
  • 15 g de almendras laminadas
  • 30 g de azúcar moreno de caña
  • 30 g de naranja confitada
  • 1 cucharada sopera de miel
  • 1 cucharada sopera de mantequilla
  • 1 clara de huevo
  • 1/2 cucharadita pequeña de canela en polvo.




Procedimiento:

  1. Para hacer la masa: en un bol grande, mezclamos el queso, el aceite, la leche, el azúcar y la pizca de sal y batimos hasta que el azúcar se haya disuelto. Incorporamos las harinas junto con la levadura y amasamos hasta conseguir una masa que no se nos pegue a las manos. (Usar un poco más harina si fuese necesario). Metemos en una bolsa de congelación y dejamos reposar 1 hora a temperatura ambiente.
  2. Mientras reposa la masa, hacemos el relleno: ponemos las semillas de amapola en un recipiente. Aparte, llenamos un cazo pequeño con agua y dejamos hervir. Cuando comience a hervir, vertemos el agua sobre las semillas y dejamos reposar hasta que se enfríe.
  3. Colamos las semillas por un colador, las metemos en el mixer de la batidora y trituramos hasta conseguir una pasta. 
  4. En un bol, mezclamos la pasta de semillas de amapolas, el azúcar moreno, las almendras, las nueces troceadas, las pasas sultanas, la miel, la mantequilla derretida, la canela y la naranja confitada picada hasta que quede bien mezclado. Aparte, montamos la clara a punto de nieve y se la incorporamos con movimientos envolventes. Reservamos.
  5. Para formar nuestro pan dulce, dividimos la masa en 4 porciones más o menos iguales. Estiramos con rodillo y formamos un rectángulo de unos 35 cm de largo por unos 7 cm de ancho. Rellenamos con la pasta de semillas de amapola, humedecemos los bordes y sellamos muy bien todo el cilindro. Reservamos y formamos los otros tres con el mismo procedimiento. 
  6. Una vez llegado a este punto, os muestro en fotos los pasos para entrelazar los cilindros. (Esta receta la he hecho un par de veces, pero se me pasó hacer fotos del paso a paso, así que volví a hacerla de nuevo, rellena de crema de avellanas, simplemente para hacerle el paso a paso). Con la yema que sobra, la mezclamos con un poco de leche y pintamos toda la superficie.
  7. Metemos al horno precalentado a 180ºC arriba y abajo y cocemos durante 30-35 min. Si vemos que se dora demasiado, ponemos un trozo de papel de aluminio por encima hasta terminar la cocción.

Versión rellena de crema de avellanas.









Con esta receta participo en el reto “Christmas Time” de la comunidad cocineros del mundo de
G+  #RetoChristmasTimeSpecialCdM2017

martes, 12 de diciembre de 2017

GALLETAS ALEMANAS DE VAINILLA Y AVELLANAS SIN GLUTEN (VANILLEKIPFERL)

Sigo con el foco puesto en la Navidad, intentando que conozcáis todos esos Deseos Sin Gluten que descubro y adapto a nuestra dieta. Mi Deseo: que a vuestras mesas no les falte de nada durante estos días de celebración.
La receta de hoy es originaria de Austria, estas VANILLEKIPFERL son una deliciosa galleta en forma de cuerno, tierna por dentro debido al grosor de la masa, hechas de almendra y avellanas y cubiertas con una fina capa de azúcar glass.
En mi casa han causado sensación, sucede siempre que “importo” alguna receta de otra parte del mundo y accedemos a sabores y texturas diferentes que hasta ahora nos eran desconocidos. Saca un poco de tiempo para poder disfrutar de esta delicia de la Navidad que seguro no os dejará indiferentes.


Ingredientes:

  • 120 g de harina Mix C Schär
  • 90 g de maicena o almidón de maíz
  • 40 g de harina de arroz integral (Podéis sustituir por harina de arroz blanca)
  • 30 g de harina de  mijo (Podéis sustituir por harina de arroz blanca)
  • 100 g de almendra molida
  • 85 g de avellanas molidas
  • 180 g de mantequilla a temperatura ambiente
  • 50 g de azúcar vainillado
  • 1 yema de huevo
  • 1 huevo L
  • 1/2 cucharadita pequeña de levadura postres
  • Azúcar glass para rebozar.



Procedimiento:

  1. En un bol grande, mezclamos con unas varillas manuales la mantequilla a temperatura ambiente con el azúcar, a continuación, añadimos el huevo, la yema y seguimos batiendo. 
  2. Incorporamos las almendras molidas, las avellanas molidas y las harinas tamizadas junto con la levadura.
  3. Amasamos hasta conseguir una masa que no se nos pegue a las manos (poner un poco de más harina si fuese necesario) Tapamos con film o metemos en una bolsa de congelación y dejamos reposar en el frigorífico de un día para otro.
  4. Sacamos la masa del frigorífico y formamos las galletas en forma de luna cogiendo porciones del tamaño de una nuez. Alargamos para formar las puntas y curvamos. Colocamos las galletas en la bandeja del horno con papel de hornear, un poco separadas entre sí.
  5. Precalentamos el horno a 200ºC arriba y abajo. (Mientras se precalienta, reservamos la bandeja de las galletas en el frigorífico.)
  6. Metemos la bandeja en el horno, bajamos la temperatura a 180ºC arriba y abajo y cocemos las galletas durante 15 min. o hasta que se doren por las puntas. Hay que tener cuidado porque cogen color enseguida.
  7. Una vez sacadas del horno, rebozamos las lunas calientes en azúcar glass. Dejamos enfriar del todo en rejilla y espolvoreamos un poco más de azúcar glass.




viernes, 1 de diciembre de 2017

BARRAS DE PAN CON MASA VIEJA SIN GLUTEN

Como norma general, por cuestiones prácticas, en mi día a día suelo poner a trabajar a la panificadora para tener pan. Preparo ingredientes, decido las mezclas de harina, añado semillas a la cubeta, programo y listo. Me encanta el olor que se desprende en toda la casa durante ese tiempo de horneado.

Sin embargo, para mí hacer un buen pan significa formar piezas a mano, por eso, siempre que tengo ocasión, me gusta presentarlo de forma diferente. Hoy he decidido hornear unas barras de pan, son la forma perfecta para llevar bocadillos consistentes cuando se sale de casa. ¡Qué gozada!

AgradecimientoGracias a la inspiración y el conocimiento que me aportan las "Panarras Sin Gluten": Marisa Famalap, Teresa Medina, Zuzana, etc, por sus trucos, mejorantes y técnicas, que nos permiten disfrutar de los mejores panes sin gluten.



Ingredientes:

  • 140 g de masa vieja*
  • 500 g de agua templada
  • 475 g de Mix B Schär
  • 40 g de harina de arroz integral
  • 20 g de harina de mijo
  • 10 g de harina de quinoa
  • 1 cucharada sopera de Chía molida
  • 1 cucharada de sirope de agave o azúcar moreno de caña
  • Chorlito de vinagre de manzana
  • 35 g de aceite de oliva virgen extra
  • 1 cucharadita pequeña de levadura postres o impulsor
  • 1 g de levadura seca de pan.
  • 1/2 cucharadita de sal


Procedimiento:
  1. En el bol de la amasadora con el gancho colocado vertemos en este orden: El agua templada,el aceite de oliva, la masa vieja*, las harinas tamizadas, el vinagre, el sirope o azúcar, la sal (en el lado opuesto), la levadura postres o impulsor y la levadura seca de pan. Amasamos durante 12-15 min a velocidad alta. 
  2. Vertemos la masa en un bol aceitado, tapamos y metemos en el frigorífico de un día para otro .
  3. Sacamos la masa del frigorífico, dejamos atemperar más o menos 1 hora. 
  4. Con la mesa de trabajo enharinada, amasamos un poco para desfasificar la masa y la dividimos en dos, o las piezas que vayamos a formar, yo con esta receta siempre he hecho 2 piezas grandecitas. Las colocamos en la bandeja del horno con papel de hornear, tapamos con un paño y dejamos levar a temperatura ambiente hasta que doble el volumen, más o menos 1 hora.
  5. Precalentamos el horno a 220ºC arriba y abajo durante 20 min. con un recipiente metálico en la base del horno. (Es muy importante que el horno este a esta temperatura cuando vayamos a cocer nuestros panes.) 
  6. Destapamos los panes, hacemos los cortes con un cuchillo muy afilado o lame y metemos al horno, primero solo calor abajo y vertemos un vaso de agua en el recipiente metálico, para crear vapor, durante los primeros 10 min. a 220ºC. Después sacamos el recipiente metálico, ponemos calor arriba y abajo, bajamos a temperatura a 200° C y cocemos durante 25-30 min más. 
  7. Dejamos enfriar en rejilla y a disfrutarlos...!

* Nota: La masa vieja, es una porción de masa cruda de pan del día anterior. Yo cojo los 130-140 g de masa cruda, antes de formar las piezas. La guardo en un bote cerrado hasta que vuelva a hacer pan, y así sucesivamente... dura en el frigorífico hasta 3-4 días, que es lo que yo he probado.

* Nota: A continuación, os he puesto una pequeña variación de ésta receta, que es con la que hice la corona de pan integral sin gluten.

Variación de la receta anterior:

  • 130 g de  masa vieja*
  • 500 g de agua templada
  • 35 g de aceite de oliva virgen
  • 350 g de Mix B Schär
  • 70 g de harina de arroz integral
  • 40 g de harina de mijo
  • 75 g de harina Mix Brot Schär
  • 1 cucharada de chía molida
  • 1 cucharada de azúcar moreno
  • 1/2 cucharadita de sal
  • Chorrito de vinagre de manzana
  • 1 g de levadura seca de pan
  • 1/2 cucharadita de levadura postres o impulsor.
El procedimiento es el mismo, pero para formar la corona de pan, cogí la idea de los cuernitos de almendra que puse en mi Instagram.




miércoles, 22 de noviembre de 2017

TARTA DE CHOCOLATE ESPECIADA SIN GLUTEN

La Navidad ya asoma en el horizonte. Se aprecia en los supermercados, en los primeros anuncios de la tele, en los días de compras masivas que anticipan fechas para el trueque de regalos, en las nuevas secciones de los bazares chinos y en el frío, todavía sin lluvia... A mi también me gusta asociar esta fecha a los olores, a recetas que me acercan recuerdos pasados, a dulces típicos y sabores, porque hay bocados que "saben a Navidad".

La que hoy os propongo no es una tarta de chocolate cualquiera; el "lebkuchen", una conseguida mezcla de especias alemana, concede a este Deseo Sin Gluten uno de mis "sabores a Navidad" preferidos. Esta vez en una tarta, la canela, el gengibre, el cardamomo, el clavo, la nuez moscada y el cilantro comparten sus aromas con el chocolate, pero con la mezcla ya hecha y un tiempo por delante, os prometo que volveré a utilizarla para que tengamos preparadas unas galletas típicas antes de Navidad. Mientras tanto, decidme: ¿No es verdad que el "lebkuchen" sabe a Navidad?



Ingredientes:

* Para el bizcocho:

  • 4 huevos L
  • 120 g de azúcar moreno de caña
  • 1 sobre de levadura postres
  • Pizca de sal
  • 100 g de mix C Schär
  • 100 g de harina de maíz amarilla
  • 25 g de harina de algarroba
  • 100 g de nueces troceadas
  • 10 g de coco rallado
  • 100 g de aceite de girasol
  • 125 g de leche
* Para el relleno:
  • 200 g de chocolate fondant
  • 500 ml de nata para montar
  • 1 cucharada sopera de "Lebkuchen"(Canela, clavo, cilantro, jengibre, cardamomo, nuez moscada)
  • Cacao puro en polvo para espolvorear


 Procedimiento:

  1. Para hacer el bizcocho; Batimos los huevos con el azúcar y la pizca de sal, hasta que doble el volumen y blanqueen, añadimos el aceite, la leche y seguimos batiendo hasta que se integren. 
  2. Por último, incorporamos las harinas tamizadas junto con la levadura y mezclamos con movimientos envolventes para que no se baje. Finalmente añadimos las nueces troceadas y mezclamos para que queden bien repartidas por toda la masa. Repartimos la masa en tres moldes redondos de bordes bajos y 15 cm de diámetro a partes iguales.
  3. Metemos al horno precalentado a 180ºC arriba y abajo durante 25-30 min.
  4. Mientras nos ponemos con el relleno; Troceamos el chocolate. Calentamos la nata en un cazo a punto de ebullición, añadimos el chocolate troceado junto con la mezcla de especias, dejamos reposar unos minutos y mezclamos hasta que el chocolate esté totalmente derretido y sea una crema homogénea. 
  5. Dejamos la crema en el frigorífico mínimo 4 horas (yo de un día para otro).
  6. Al día siguiente o cuando hayan pasado las horas necesarias para que la crema se haya enfriado lo suficiente, la montamos con las varillas eléctricas y rellenamos los bizcocho que tenemos reservados y formamos la tarta, también cubrimos la superficie y los laterales de la tarta para que quede uniforme.(Yo calé los bizcochos con un almíbar ligero para que quedaran más jugosos)
  7. Metemos la tarta en el frigorífico y cuando la vayamos a servir, espolvoreamos con cacao puro en polvo para decorar.

lunes, 13 de noviembre de 2017

BUNDT CAKE DE NARANJAS CONFITADAS Y ARÁNDANOS SIN GLUTEN

¡Uy! ¡Casi se me pasa! Aunque tenía otra receta preparada, cosa que llegará, se aproxima el Día Internacional del Bundt Cake y, por supuesto, no podía dejar pasar la ocasión de ofreceros mi propuesta.

Al principio no lo llegaba a entender, pero el Bundt implica toda una cultura. No es un bizcocho más, ni un brioche, los moldes específicos de la marca americana Nordic Ware, con su chimenea central, influyen realmente en el horneado.

El Bundt es siempre una suculenta elaboración tradicional presentada en una forma sugerente, las de las formas de sus numerosos modelos de molde, que a partir de una base, permiten múltiples posibilidades de presentación: naranja confitada y arándanos con una glasa para decorar, ahí os dejo mi aportación. Que os anime a participar en el Día Internacional del Bundt Cake.

 Ingredientes:

  • 5 huevos L
  • 180 g de azúcar moreno de caña
  • 185 g de harina Mix C Schär
  • 35 g de harina de mijo
  • 35 g de harina de arroz integral
  • 125 g de Buttermilch*
  • 100 g de aceite de girasol
  • 1 sobre de levadura postres
  • Pizca de sal
  • Pizca de bicarbonato sódico
  • 10 ml de agua de azahar
  • 100 g de naranja confitada
  • 50 g de arándanos hidratados en ron


Procedimiento:

  1. Precalentamos el horno a 180ºC arriba y abajo. En un recipiente, cubrimos los arándanos en ron y reservamos.
  2. En un bol grande, batimos los huevos con el azúcar y la pizca de sal, hasta que doblen el volumen y blanqueen.
  3. Añadimos el aceite, el agua de azahar y el buttermilch* (En esta receta lo usé comprado, pero podéis hacerlo casero; usando la cantidad de leche entera que necesite la receta, mezclada con una cucharada sopera de zumo de limón, dejamos reposar 5-10 min. y lista para usar) seguimos batiendo para que se integren.
  4. Incorporamos las harinas tamizadas junto con la levadura de postres, la pizca de bicarbonato y mezclamos bien con movimientos envolventes para que no se baje la mezcla.
  5. Escurrimos los arándanos, troceamos las naranjas confitadas, rebozamos en maicena para que queden bien repartidas por toda la masa durante la cocción. Se las añadimos a la masa con cuidado y con movimientos envolventes. Vertemos la masa en el molde Bundt cake y metemos al horno precalentado a 180ºC arriba y abajo durante 30-35 min. o hasta que esté dorado. Dejamos enfriar unos 10 min. dentro del molde, desmoldamos y decoramos.
  6. Para hacer la glasa, mezclamos 100 g de azúcar glass con unas cucharadas soperas de nata líquida hasta conseguir una crema espesa y decorar a gusto.